martes, 25 de octubre de 2016

Escalada del espolon norte de la Aguja de Enol.

Ya ni recuerdo la última vez que me senté a escribir en el blog. Muchas actividades e historias que contar, y como siempre poco tiempo y a veces ganas de sentarme a escribir. Aunque parezca que es cosa de minutos... estas cosas llevan su tiempo.
Comenzaré por una de las últimas actividades que he realizado, en esta ocasión en compañía de dos buenos amigos que poco a poco van cogiendo experiencia escalando en montaña, muy diferente a lo que habitualmente practican en la deportiva. El destino elegido fué una ruta sencilla y clásica en un entorno muy bonito donde sin duda lo mejor son las vistas, tanto del propio macizo occidental donde se encuentra, como del central. El espolón norte de la Aguja de Enol.

Decidimos por falta de tiempo hacer la actividad en el día. Sin ser la aproximación excesivamente dura, es larga. Del camino poco puedo contar que no se sepa. Lo bonito como en muchas otras ocasiones, fué que disfrutamos de una fresca mañana despejada donde como siempre las vistas son brutales.
Salimos de Pandecarmen hacia Vegarredonda por el camino normal, en un cómodo paseo donde a pesar que se gana desnivel, a veces parece que vas en "llano". Unas paradas a hacer como no fotos del lugar, y cuando nos dimos cuenta ya estábamos a la altura del refugio.
La mañana sin mas, espectacular y ya comienza el frio en los Picos...... al fondo y en contra luz, aparece poco a poco nuestro objetivo y las Peña Santas!
A los tres nos gustan también los barrancos. Parada obligada como no, a observar la mecedura del Junjumia, sin duda uno de los barrancos mas clásicos de Picos de Europa y España. Por desgracia y como casi todos en Asturias, está prohibido aunque cada año se desciende. Guardo muy buenos recuerdos de este descenso y la compañía! hace ya unos años atrás. Una pena privar de esta y otras tantas joyas que tenemos en los Picos y Asturias.
Tras alcanzar el refugio de Vegarredonda, comienza la parte mas dura de la aproximación, la Llampa Cimera. El día se mantiene estupendo y las vistas de nuevo espectaculares.
Poco a poco vamos ganando altura y cerca ya de las Barrastrosas tenemos una vista brutal del Requexón y los Tres Poyones entro otros.... que buena roca y escaladas tienen esos picos al igual que su arista!
Las Barrastrosas parece que dan un respiro antes de la ultima subida hacia nuestro objetivo.
En la subida hacia la aguja de Enol, la vista de la crestería de los Argaos es muy bonita. Una de las actividades mas disfrutonas del macizo.
Poco a poco vamos llegando a la base de la aguja y como no, parada obligada a interpretar la linea por la que vamos a subir. No está demás repasar y de nuevo tomar referencias, al igual de que mis compañeros sepan por donde nos vamos a "engolar"
La ruta elegida fué el espolón norte. Una clasica de la zona sin excesivas dificultades en cuanto al grado pero que ojo! de corte clasico en lo que a la escalada se refiere. No subestimar el grado de la ruta si no se tiene experiencia en este tipo de terrenos, ya que si no los "cuartitos" nos pueden dar alguna sorpresa al menos para el que escale de primero.
Poco a poco nos preparamos para disfrutar de casi 300 metros de bonita escalada, y pese a que estamos en cara norte, la roca es bastante buena en general.
La ruta comienza con un largo sencillo subamos por donde subamos.... ya que hay varias opciones. Esto no se podría decir del siguiente, el segundo. Tan raro como sencillo, seguro nos hará bailar los pies y sacar el culo para afuera el primer dia que lo hagamos. Paso en travesía gracioso y raro, eso si muy bien protegido.... para después escalar una especie de corta chimenea. Algunos lo ponen de IV...
El siguiente largo, tercero.... es muy bonito y largo. De nuevo se podría subir "por cualquier lado". Se protege bien, eso si dosificando los friends y fisureros ya que se hace largo. La roca es buena con lo que solo hay que escalarlo y disfrutarlo. De nuevo algunos le dan IV...
El cuarto largo es muy sencillo, tras un corto paso de III tan solo tenemos que trepar y caminar por terreno casi llano, Nosotros lo empalmamos con el quinto en un largo a tope de cuerda de 60 metros... merece la pena!
Sexto largo, para nosotros el quinto.... es de nuevo IV grado y muy bonito. Vertical y con buen canto accede a lo que podría ser la arista cimera de la aguja. Se protege bien y quizás lo mas importante es tomar una horcada como referencia para montar la reunión.
Desde la horcada donde montaremos reunión... tan solo nos quedan dos largos sencillos de III hasta la cima. Las vistas y el ambiente son espectaculares.
Desde la cima, hay varias maneras de bajarse. Nosotros bajamos hacia el este en tres rápeles. Uno muy corto desde la cima a el collado que separa la aguja de la Torre de Enol. Otro de unos 50 metros continuando por la canal mas próxima a la aguja pero con tendencia hacia la izquierda para encontrar la siguiente instalación. Y de ésta última en otros 60 metros justos y de nuevo con tendencia hacia la izquerda hasta una zona de gradas y canales que se des trepan fácilmente hasta el camino de bajada. Ojo con las piedras!! Todas las instalaciones constan de dos clavos, algo viejos ya....

Una vez en el camino, vuelta por donde vinimos al coche.

Como siempre, lo mejor fue la compañía y lo bien que lo pasamos....

2 comentarios:

  1. Esta queda apuntada na llibreta de pendientes... que bona pinta pa facer en veranín. Pal añu que vien de xuru.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aunque ahora ya se nota el frio en las caras nortes... Aun tienes margen conbeste veranu otoñal que tenemos!! Madrugamdo un pocu aun da tiempo! Saludos y merece la pena!!

      Eliminar